La triatleta protagoniza un verdadero despliegue de fuerza en una crono de 20 minutos donde los más potentes volaron sobre el asfalto en Baños de Molga

Suma y sigue para Aída Valiño en su vuelta a la competición en este segundo semestre de 2020, dónde la gallega parece haber resurgido más fuerte que nunca, demostrándolo carrera tras carrera.

Valiño fue la única de las participantes en bajar de los 20 minutos, parando el reloj en 19:37, que arroja una media de 42 km/h en el recorrido de 13,7km. Su ventaja en meta sería de 1:30 sobre María Jesús Barros del Spol, con María de la Barca del Aguas do Paraño, completando el podio.

En categoría masculina, teníamos que lamentar el accidente mecánico de Gustavo Rodríguez cuando sólo había cubierto un sólo kilómetro de la prueba. Lo explicaba él mismo en su cuenta de Instagram:

”A poco menos de 1km de dar la salida; en un bache la cadena se sale, se atranca entre el cuadro y el platillo… Y como guinda final, cuando me bajó para sacarla, se retuerce un eslabón. A partir de ahí, ya os lo podéis imaginar: la transmisión como las maracas de Machín, y yo que ya no sabía si llorar o reír ”. Desde aquí, todos nuestros ánimos para el de Tui, al que esperamos ver pronto sacándose la espinita de una carrera dónde seguro podría haber acompañado a su mujer en lo más alto.

El podio sería para Samuel Blanco, del Froiz, que se imponía -por 8 décimas- con 17:10 por delante del Campeón de España junior Manuel Dorrío y Gianni Iannelli.

Comentarios

comentarios