Publicidad

El ciclista del Movistar Team, Alejandro Valverde, ha debutado en gravel de la mejora manera posible este pasado pasado domingo en La Indomable.

Estaba claro que, tras su retirada el pasado año del ciclismo profesional de carretera, Alejandro Valverde, ciclista del Movistar Team, no tenía pensado alejarse lo más mínimo de la bicicleta.

Después de verlo entrenar sin parar, y el anuncio de que el Movistar Team pasa a tener una sección de Gravel con ciclistas profesionales, Valverde se ha colocado el primer dorsal tras su retiro en La Indomable, una carrera de 100 km de gravel que pertenece a las UCI Gravel World Series y donde se ha llevado la victoria.

Como han comentado algunos de sus rivales y el mismo, Valverde atacó prácticamente desde el primer kilómetro, consiguiendo marcharse en solitario: “Estoy contento por haber vuelto así. Han sido 100 kilómetros a todo trapo. Hacia arriba iba rápido para intentar hacer diferencias, hacia abajo iba tranquilo entre comillas, porque no puedes despistarte”.

Publicidad

“Me puse a tirar desde el inicio. Ya sabía por dónde iba, así que me quedé solo desde el kilómetro 2 prácticamente. Las bajadas eran técnicas y rápidas, pero me he visto bien bajando. Estoy convencido de que haré más carreras, pero para ello hay que estar muy en forma. Veremos si estoy en el Mundial”, comentaba el murciano tras acabar la prueba.

No lo ha confirmado, pero después de demostrar el gran estado de forma en el que continúa y sus declaraciones, puede ser que lo veamos el próximo 7 de octubre en el Campeonato del Mundo de Gravel que se disputará en Veneto (Italia).

“He disfrutado, pero esto es terriblemente duro también. Hay que estar realmente en forma para poder hacerlo. Se parece un poco a la Strade Bianche, pero el último tramo lo hice andando porque era duro y quería evitar caídas.”

 

Publicidad