Publicidad

Las calles de Barcelona han vibrado este domingo con la Maratón de Barcelona. Atletas élite y populares han disfrutado de un día radiante siguiendo la línea azul hasta completar los 42,195 kilómetros. Y han sido muchos los triatletas que no han querido perdérselo.

 Inmersos en los duatlones y siguiendo la preparación para los triatlones, un gran número de triatletas tenían este domingo una cita con la distancia de Filípides. La Maratón de Barcelona, con cerca de 18.000 inscritos, es la prueba reina del atletismo en España. Así lo demuestra año tras año consiguiendo involucrar a la ciudad más que nunca.

Finisher, esa palabra tan de moda, que define al deportista que completa con éxito una prueba de resistencia. Este domingo han sido 14.230 los que han cruzado la meta de la Avenida María Cristina. Para muchos, un debut. Para otros tantos, un paso más en un camino de superación en el día a día.

Zamora pudo correr en casa

Entre los triatletas participantes este domingo, el catalán Marcel Zamora. Y detrás suyo, un elevado número de atletas fanáticos del deporte de las transiciones. Y es que, especialmente para los triatletas de larga distancia, la prueba del maratón sigue siendo parte de los cimientos de una buena pretemporada. Al acabar la carrera, Zamora puntualizaba que “para la gente experimentada y que lleva mucho tiempo haciendo triatlón de larga distancia, creo que es una buena preparación, pero para la gente que se inicia en el triatlón y que hará corta distancia, creo que no”.

Publicidad

El cinco veces ganador del Ironman de Niza afirmaba que se trata de “un desgaste muy grande a nivel muscular, y que no pasa factura al cabo de unos días sino con el paso del tiempo”. Además, recomendaba realizar los 42,195 kilómetros “muchos meses antes de competir en el Ironman”.

Zamora, que pasará ahora dos semanas en Egipto entrenando, ha acompañado este domingo a la primera mujer en la maratón. En plena fase de carga, el barcelonés ha destacado que “no llevaba el volumen suficiente para acompañarla hasta la línea de meta”.

Otra cara ilustre que corrió en Barcelona este domingo fue la del navarro Ricardo Abad, que este 2013 logró completar un total de 52 Ironmans en 52 semanas. Una cifra que impresiona, pero que demuestra que su récord de 607 maratones en 607 días es algo más que una cifre.

triatletas en la maratón

En la misma línea que Marcel Zamora, muchos triatletas amateurs hablaban de la Maratón de Barcelona más como un “reto personal” que no como parte de la preparación específica para el triatlón. Y especialmente triatletas de corta distancia, puntualizaban que incluso “era una prueba perjudicial”.

Todos los finishers han destacado la dureza de la prueba barcelonesa, marcada en esta edición, por las altas temperaturas y el viento en la segunda parte del recorrido. Esta edición de la Maratón de Barcelona ha sido más triatlética que nunca. Además de los varios centenares de triatletas participantes, más de treinta expositores dedicados al triatlón estuvieron viernes y sábado haciendo las delicias a todos los visitantes en la Expo Sports. Lo que queda claro es que la decisión de aventurarse en la distancia de Filípides lo decide cada uno, sea un reto o parte de la preparación.

imágenes de labolsadelcorredor.com

Publicidad

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí