James Lawrence, que ya logró el 50IM/50días, se lanza al reto más grande de su vida, que empezará este marzo

James Lawrence se ha ganado a pulso el apodo de cowboy. No solo por la gesta de completar el 50/50 en 50 estados diferentes, sino por hacerlo de manera compulsiva y a lo loco. Al estilo yankee.

Un hombre acostumbrado a marcar nuevos récords: Con 30 IRONMANs completados en 2012, entraba por primera vez en los Guinness Records como la persona que más largas distancia había finalizado en un año.

Sin embargo, el reto mayúsculo llegó 3 años más tarde. Con el 50/50/50, en el que llegó a dormirse sobre la bici en una de sus etapas -concretamente en Tennessee- teniendo que completar 140km de bici y la maratón, con el cuerpo magullado.

La dificultad en un reto de estas características no está en el hecho de sumar una cantidad ingente de kilómetros. Lo que verdad importa es la cantidad y la calidad del descanso que el triatleta de Utah puede acumular durante más de tres meses de esfuerzo.

Algo que le pasó mucha factura en el triple 50, ya que el hecho de moverse en autocaravana a diario le obligó a dormir una media de 4 horas y media durante la machada.

Otro aspecto a tener en cuenta, es la ‘gasolina’ para mover el cuerpo. Con eso James no fue tan quisquilloso -aunque basta con ver una foto de su cuerpo para saber que se cuida-. ”Huevos y croquetas” para sumar un total de 7.000-8.000 calorías, y la mente fresca.

Para el 100/100, Lawrence, con 42 años y padre de 5 hijos, espera contar una vez más con la ayuda de otros deportistas que quieran acompañarlo durante cualquier etapa de su épico esfuerzo, que dará salida el próximo 1 de marzo en Utah, su ciudad natal, y terminará el 5 de junio.

Para más info, click aquí para visitar la web del evento Conquer 100. En ella no sólo se explica el origen del reto y los circuitos, sino que se exponen las normas que James seguirá, además de las cuestiones sanitarias, puesto que el reto admite voluntarios de todo tipo, como ya hemos explicado.


Comentarios

comentarios