James Lawrence vuelve a marcar un hito en los libros de historia, logrando su reto ”Conquer 100” a los 45 año después de empezar el pasado 1 de marzo

Con más o menos gusto por la estética -si es que los triatletas tenemos alguna noción al respecto-, James Lawrence lo ha logrado una vez más.

”Desafiar mente y cuerpo” era el objetivo de Iron Cowboy -cuyo apodo le ha valido un encontronazo con la marca del M-Dot- durante las más de 1.500 horas que el estadounidense ha invertido para completar los 22.627 km que componían el reto.

Su historia se explica al más puro estilo yankee.

En 2008, luego de estallar la crisis económica, perdió la casa y el coche. Dejó su trabajo como agente hipotecario y se involucró en la empresa de su suegro, que invertía en soluciones para la escasez del agua.

En ese momento, arrancó su dedicación por los deportes de resistencia, en un camino en el que iba ‘amontonando’ retos, uno tras otro, hasta plantarse 7 años más tarde con las siguientes gestas:

  • En 2011, Lawrence completó 20 halfs en 22 semanas, estableciendo accidentalmente un récord mundial.
  • En 2012, se atrevió con 30 fulls en un año, con una media sub 12 horas para cada uno de ellos. También le valió un récord
  • En 2015, logró su mayor proeza hasta la fecha. 50 triatlones de larga distancia en 50 días seguidos, en los que recaudó fondos para la causa solidaria para la que trabajaba. Una hazaña que le valió la entrada en el Libro Guinness.

Conquer 100

El reto de este 2021, ha logrado recaudar más de 220.000 dólares para salvar a niños de la trata, y rescatarlos de la esclavitud.

Durante el reto, a parte de la fatiga mental que supone completar un volumen tan grande de kilómetros a diario, las lesiones y molestias han estado a la orden del día.

Un dolor en la cadera le ha hecho estarse durante muchos tramos de la maratón sin poder caminar, a parte de un esguince de tobillo y dolores en los tibiales típicos de deportistas que han ‘quemado’ el cuerpo de entreno.

A parte de la familia y amigos, cerca de 1000 persones se han sumado al reto de Lawrence para sacar adelante cada una de los 100 triatlones en los que ha tomado salida, cada día, alrededor de las 5:30 de la mañana.

A todo ello, la media de todas las carreras ha sido de más de 14h30′.


Comentarios

comentarios