Publicidad

Una vez más la natación pasa factura a los nuestros. Johnny Brownlee aprovecho la ayuda de Varga en la natación y del grupo de escapados en la bici para llevarse el triunfo en que Mario lo dio todo en la carrera a pie para finalizar séptimo

El de siempre, Richard Varga, comandó las Series Mundiales de Estocolmo en el sector de natación. Los que aguantaron el ritmo de Varga puedieron obtener una ventaja suficiente como para administrar los segundos colaborando en el sector ciclista para llegar con una importante ventaja sobre el grupo perseguidor liderado por Mario Mola.

El mallorquín se vio obligado una vez más a tirar del carro en el grupo perseguidor en el que se encontraba Chente Hernández. Desgraciadamente, una avería tras una caída en la BH de Alarza le dejó fuera de carrera antes de completar el ecuador de este exigente y técnico circuito ciclista de Estocolmo.

Con este guión Brownlee llegó a la T2 junto a Aron Royle y el germano Justus Nieschlag pero rápidamente impuso su ritmo para marcharse de sus aliados sabedor del peligro con acento balear que le venía por detrás. Un minuto para SuperMario era una diferencia salvable pero no podemos obviar el mayor desgaste del vigente líder del mundial en su versión de perseguidor.

Publicidad

En la última vuelta, a falta de 2,5 kms, con la victoria de Brownlee prácticamente sentenciada,  Mario alcanza los puestos de podio junto a un nutrido grupo de atletas en el que se encontraban hombres peligrosos como el británico Bishop o el francés Le Corre. Momentos complicados para el mallorquín que se iba a jugar el podio con ellos en estos últimos kilómetros.

A falta de 800 metros Mola se ve sorprendido por un ataque del local Kristian Blummenfelt al que le siguen el francés y el británico  Bishop y paga el esfuerzo quedando descolgado de los puestos de podio a pesar de haber liderado gran parte del 10k final.

A la victoria trabajada y merecida de Jonhy Brownlee el segundo puesto se jugó en un bonito sprint  entre Blummenfelt   y  LeCorre. El Noruego tiró del calor de su gente para obtener un plus más que le dió la plata en casa.

Finalmente Mario Mola terminó en séptimo lugar, posición que le permite seguir liderando las Series Mundiales y llegar a la gran final de Rotterdam con las opciones intactas.

Chente Hernández entro en la posición 16ª a 2:30 del vencedor, buena carrera para el chicharrero en su lucha por el Top10 de estas series mundiales

 

Publicidad