Publicidad

El subcampeón del mundo de IRONMAN en Kona, Sam Laidlow, ya está cuidando todo los detalles con su nueva CANYON para el próximo mundial.

A pesar de que aún quedan prácticamente 9 meses para el Campeonato del Mundo de IRONMAN masculino, el cual se celebrará en Niza el próximo 10 de septiembre, los triatletas profesionales, los que están clasificados ya y los que no, ya empiezan a afilar cuchillos pensando en las nuevas condiciones y características del mundial.

Uno de ellos ha sido el francés Sam Laidlow, el cual sí que está clasificado gracias a su segundo puesto en el pasado Kona y que acaba de firmar su primer patrocinio de bicicletas con CANYON.

En cuanto Laidlow ha recibido su Speedmax, viajo con su padre a Alemania a la sede de HYCYS, donde ha estado trabajando a fondo en la postura y en elegir los materiales adecuados para Niza, ya que por sus circuitos, el peso influirá más que en otras pruebas: «el Campeonato del Mundo será en Niza, necesitamos perder algo de peso y estamos intentando encontrar soluciones. He hecho venir a aquí a todos mis patrocinadores», comenta en su último video de YouTube. «Estamos intentando hacer la bici todo lo ligera y rápida posible.»

Publicidad

El francés viajó hasta el velódromo con su bicicleta antigua y la nueva, para intentar copiar la posición con la que batió el récord del ciclismo en Kona y ganar unos vatios. Si quieres saber que corrigieron y cuantos vatios gratuitos ha conseguido ganar, os dejamos el video.

Comentarios

comentarios

Publicidad