Publicidad

Una de las grandes noticias de esta semana nos la ha regalado el gallego Pablo Dapena anunciando que vuelve a recuperar las buenas sensaciones.

Como reza el dicho popular «mala hierba nunca muere» y Pablo Dapena es de la peor y por ello sigue en la pomada del triatlón de élite a pesar de las no pocas dificultades que le ha puesto la vida en su trayectoria deportiva.

Los más antiguos del lugar recordamos como la promesa gallega para Series Mundiales tenía que aparcar sus sueños por una cura de «realidad» ya conocida en nuestro deporte que genera la falta de apoyos económicos por lo que Pablo supo dar un giro a su vida profesional y, tras un periodo de reflexión que por suerte no nos duró mucho, le vimos ya asaltandom y de qué manera la media distancia con podios de calidad, victorias en pruebas internacionales e incluso llevándose más recientemente un suculento ( y merecido ) bonus Challenge para Pontevedra.

Publicidad

En ese periplo se metió en la pomada de la larga distancia llevándose el gato al agua en ITU con un Campeonto del Mundo en Fynn (Dinamarca) y otra plata en la modalidad, jugando en casa, en Pontevedra, tan solo superado por su paisano y amigo, un tal Javier Gómez Noya.

Más recientemente Pablo sufrió una lesión que le impidió ranquear mejor en el Bonus de Challenge y en los últimos meses, en los que ha sido papá de una bonita criatura, Dapena no había encontrado la continuidad en sus rutinas y, a pesar que siempre ha mostrado su decisión de seguir en el barco, no ha sido hasta estos días en que hemos recibido la buena noticia en sus perfiles en redes sociales.

Si alguno pensaba que había desaparecido en combate, tranquilo sigo vivo!
Cuarta semana consecutiva de entrenamientos y el cuerpo y la mente se van alineando.

Así que aquí dejamos la noticia y un fuerte empujón para nuestro campeón gallego de cara a tener continuidad en este asalto al 2022 y a los retos que se proponga nuestro admirado Don Pablo.

Comentarios

comentarios

Publicidad