Publicidad

Una pregunta común entre triatletas y nadadores es qué tipo de entrenamiento de fuerza deben realizar para conseguir nadar más rápido: Entrenamiento de autocargas o entrenamiento con peso libre. La respuesta nos la da nuestro amigo Dani Pagès, entrenador y responsable técnico de culturesport365

El entrenamiento de autocargas lo forman todos aquellos ejercicios en los cuales utilizamos nuestra masa corporal como resistencia, con el objetivo de ganar fuerza sin aumentar el volumen de nuestros músculos (Ejemplo: Dominadas). Por el contrario, el entrenamiento con peso libre está normalmente diseñado para obtener mejoras a nivel de fuerza pero a través del crecimiento del músculo (Ejemplo: Levantamiento presa ventral) .

A continuación vamos a conocer las ventajas y desventajas de cada tipo de ejercicios.

Pros del entrenamiento de autocargas:
Probablemente la mayor ventaja de este grupo de ejercicios sea el hecho de no necesitar prácticamente material. Esto lo convierte en un sistema económico y fácil de ejecutar en cualquier parte. Además en este tipo de ejercicios intervienen un gran número de grupos musculares y son excelentes para mejorar la fuerza de los músculos centrales proporcionando una mayor estabilidad. Probablemente sea uno de los mejores sistemas para compensar musculatura y evitar lesiones. Todavía más importante es el hecho de que con este tipo de ejercicios podrás medir tu ratio Potencia – Peso, uno de los más importantes en natación.

Contras del entrenamiento de autocargas peso:

Publicidad

Varios de estos ejercicios son muy difíciles de ejecutar al inicio ya que requieren grandes niveles de fuerza. En estos casos se aconseja empezar trabajando con peso libre. Por otra parte cuesta mucho llevar este tipo de ejercicios a un nivel superior ya que tan solo podemos aumentar el número de repeticiones, no la carga de trabajo.


Pros del entrenamiento con peso libre:

El entrenamiento con peso libre es capaz de reclutar y activar muchas más fibras musculares que el entrenamiento de autocargas. A diferencia del entrenamiento de autocargas podemos planificar una gran progresión porque nos permite modificar tanto el número de repeticiones como el peso. Además nos da la oportunidad de ejecutar movimientos exactamente iguales a los que realizamos dentro del agua pero con una carga superior.

Contras del entrenamiento con peso libre:

Todos estos ejercicios requieren de material lo cual implica abonarse a un gimnasio o comprar el material para tenerlo en casa con el consecuente desembolso que ello comporta.

Conclusión:

La mejor opción para confeccionar un plan de entrenamiento equilibrado y con un objetivo claro de mejora del rendimiento (no mantenimiento) es mezclar ambos sistemas. De esta manera mantendremos intactos dos principios básicos en el mundo del entrenamiento: La progresión y variabilidad de las cargas.

@DanielRace_
Sitio oficial

Publicidad