Publicidad

Los dos últimos años de Aida Valiño han sido de todo menos tranquilos. Las ganas por triunfar y competir de tú a tú contra las mejores han chocado con los estudios, las prácticas y, especialmente, dos importantes accidentes que le han condicionado el calendario.

Aún así, la gallega ha demostrado que tiene calidad a raudales, y espera poder demostrarlo más que nunca el próximo año.

Primero fue el accidente en junio de 2014, que le dejó sendas fracturas de clavícula y codo; después, el que sufrió en abril de 2015, que le obligó a pasar por el quirófano. Dos mazazos físicos y, sobre todo, anímicos que han truncado estos dos últimas temporadas. Aunque es lógico, da la sensación que desde el primer accidente solo se ha hablado de Valiño por este asunto, hecho inevitable aunque un poco molesto para la gallega. Una “culpa” que recae en nosotros, en los medios de comunicación.

Es por ello que, más allá de estos dos importantes percances, la carrera deportiva de Aida Valiño ha vuelto a tomar relevancia y es, sin duda, el asunto más importante a comentar. Una carrera deportiva que ha tenido que compaginar, estos últimos años, con los estudios, ya que Valiño está terminando la carrera de infermeria: “Hace poco hice el último exámen teórico de la carrera, de una asignatura que me quedó pendiente de cuando tuve el accidente y me coincidió que estaba en el hospital. Como mínimo, ahora ya no tendré la presión de tener que estudiar y hacer clases” explica.

Pero, a partir de ahora, tampoco es que pueda dedicar todo su tiempo al triatlón ya que “estoy realizando las prácticas de la carrera”. El accidente de abril en los aledaños de Pontevedra provocó una oleada de mensajes de apoyo por parte de muchos triatletas nacionales. Y es que, hace solo nueve días atrás, Valiño se había proclamado campeona del Triatlón de Elche – Arenales 113, todo un clásico de la media distancia en España.

Publicidad

“De 2016 me quedo con Elche. Ya no por la victoria sino por volver a competir allí, volver a ver a la gente, sentirme triatleta… Tenía muchas dudas, no solo por el estado de forma, y fueron las ganas de volver a competir las que me llevaron a la victoria” comenta la gallega. Un resultado pues, que fue más que nunca algo más que una posición, que un tiempo.

Y es que la misma triatleta gallega había declarado a Triatletas en Red, semanas antes de la prueba valenciana, que saldría en Elche con un solo objetivo, que no era otro que disfrutar y quitarse miedos de encima. Pues no solo cumplió con el propósito sino que vino acompañado de una prestigiosa victoria.

Tras Elche – Arenales 113, Aida Valiño compitió también en el Campeonato gallego de contrarreloj, donde venció con autoridad, y en el Triatlón de Guadalajara, donde abandonó por un golpe de calor en la carrera a pie cuando lideraba la prueba. Finalmente, la gallega rozó el podio (4º) en el Ironman 70.3 Lanzarote.

“Y aquí decidí parar mi temporada. Ha sido un año difícil y estaba saturada mentalmente. Sin embargo, la temporada la valoro en positivo porque cada vez estoy más fuerte de cabeza. Ya no solo miro el resultado sino que quiero superarme en cada entrenamiento. Solo la gente que me rodea sabe lo que me ha costado encontrar tiempo para entrenar” explica Valiño.

Con ganas de aumentar el volumen de horas de entreno, aún no tiene claro cómo será el 2016 aunque espera poder dar mucha guerra. Desde Triatletas en Red te deseamos mucha suerte para que, esta vez sí, puedas demostrar todo tu potencial.

BANNER ARTICLES_AMETLLA MAR

Publicidad

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí