Publicidad
A falta de pocos días para que se dispute la primera edición del Ironman Mallorca, charlamos con David Thompson, su director. Tras cuatro años organizando una prueba 70.3, ha llegado la hora de dar el salto a la larga distancia. Desde la organización son conscientes del reto que tienen por delante pero son ambiciosos. Quieren tener el mejor Ironman del mundo. La prueba, este sábado 27 de septiembre en Alcudia, Mallorca.

En menos de una semana se da el pistoletazo de salida del primer Ironman Mallorca.

Estamos ilusionados. Las inscripciones están agotadas y tenemos 2.500 atletas en la lista de salida. Estamos muy contentos de haber podido cerrar inscripciones en la primera edición del Ironman Mallorca. Además, parece que la previsión del tiempo será buena.

¿Por qué se escoge Mallorca?

Publicidad

Mallorca es un lugar idóneo para la práctica del triatlón, con buenas carreteras y buen tiempo durante todo el año. Tras el éxito de las cuatro ediciones del Ironman 70.3, se decidió por parte de Ironman instalar aquí un distancia completa.

¿Tienen influencia las cuatro ediciones del Ironman 70.3 de Alcudia?

Nosotros creemos que toda. La de Mallorca es una prueba sin title sponsor y ellos han creído que es un buen lugar para instalar una prueba de larga distancia. Aparte de las maravillas de la isla, tenemos buenas conexiones aéreas con toda Europa, servicios de transfers y hoteles inmejorables, por lo que es casi garantía de éxito.

¿Qué supone organizarlo en una isla?

Estar en una isla, con el Mediterráneo por medio, hace que los servicios para nosotros sean mucho más caros. Pero todo está invertido en el atleta y hemos asfaltado carreteras con dinero de Ironman. No se escatima prácticamente nada en gastos para que el atleta disfrute de la carrera.

Empezando por una sola vuelta al circuito de ciclismo.

Para los triatletas es más agradable hacer el sector de ciclismo en una sola vuelta que no tener que dar dos o más vueltas. Tiene sus dificultades e inconvenientes a nivel de tráfico porque implica cortar carreteras, pero lo hacemos con el aliciente de que es mejor que se haga a una sola vuelta.

Y en la carrera a pié más de cuatro vueltas.

Al corredor le gusta y todo el circuito estará lleno de público. Además, los triatletas dispondrán de cuatro puntos de avituallamiento en cada vuelta, correrán más tiempo a primera línea de mar y por la noche, con la llegada de los últimos participantes, habrá mejor iluminación. Es mucho más bonito correr con la sensación de estar arropado por el público en la zona del puerto.

¿El control del drafting es un problema?

Es un circuito que, aunque se diga que los primeros cien 100 kilómetros son llanos, tienen diversos repechos. Llegando a Artà y en la zona de las Comunas de Petra, son trozos de subida y creemos que se estirará todo. Además, tenemos doscientas motos en el circuito.

¡Doscientas!

Los jueces dispondrán de treinta motos, mientras que la organización utilizará el resto para controlar el circuito en todos los aspectos.

La seguridad es primordial.

Tenemos que pensar que en Mallorca nunca se ha hecho una prueba de estas características y de tal dificultad organizativa. Guardia Civil, Protección Civil y Policía Local están por la labor para que todo salga bien. Se ha reforzado mucho todo el tema de la seguridad. Es muy importante tenerlo todo controlado para evitar cualquier percance. El triatleta es consciente de cuando una prueba es segura o no, sobre todo cuando está rodando por la carretera.

¿Qué supone organizar una prueba de estas características?

Es muy complicado y supone mucho trabajo montar una prueba de estas características con garantías y con todos los servicios posibles. Un Ironman lleva mucho trabajo y la implicación de muchísima gente. Además de las doscientas motos en el recorrido, tendremos ochenta agentes de la Guardia Civil velando por la circulación, doscientos Policías Locales, doscientos cincuenta miembros de Protección Civil y alrededor de doscientos miembros de los servicios sanitarios. A todo esto tenemos que sumarle más de mil voluntarios, imprescindibles para que esta prueba sea una realidad. Tiene muchas dificultades de coordinación.

La semana siguiente en Barcelona 2500 triatletas competirán en la primera edición del Ironman Barcelona. ¿El triatlón está creciendo mucho en España?

Sí, es un momento dulce. Los que llevamos mucho tiempo metidos en este deporte, antes teníamos que explicar qué era un triatlón y ahora cualquier persona lo sabe. Está viviendo un momento bueno con muchísimas pruebas, pero creemos que a partir de ahora los atletas empezarán a elegir las pruebas por su cantidad y no por su calidad. Veremos el futuro que depara.

¿Hay muchos extranjeros inscritos en la prueba?

Muchísimos. En la distribución de las tres principales nacionalidades, vuelven a ser los ingleses los más numerosos, pero la segunda nacionalidad es la española, sorprendentemente, con quinientos triatletas. Hemos tenido muchos participantes que, inscritos en otras pruebas Ironman, han pedido el traslado a Mallorca. La tercera nacionalidad con más participantes es la alemana, con cuatrocientos inscritos. El resto se reparte en cincuenta y tres nacionalidades más, sumando un total de cincuenta y seis.

Muchas.

Mallorca es un destino fácil para llegar en avión. Es incluso más barato que volar a Barcelona desde distintos puntos de Europa y se puede escoger cualquier tipo de alojamiento, desde un hostal hasta un hotel con todos los lujos posibles. Además, el nombre de Mallorca se vende muy fácilmente por todo el mundo y eso nos ha ayudado mucho.

Acuden muchos triatletas profesionales, pero la élite de más renombre prepara Kona y ya no viene a Mallorca.

Por supuesto. Los principales nombres de la larga distancia tienen el Ironman de Hawai en dos semanas. Pero es un hecho positivo que el Ironman de Mallorca de plaza para Kona en 2015. Así, cualquier triatleta que haya tenido una lesión a principio de temporada y no haya podido acudir este año a Hawai, sabe que puede conseguir una plaza aquí o en el Ironman Barcelona y tener todo el año siguiente para preparar Kona sin disputar otro Ironman.

A los más pequeños también se les cuida con el IronKIDS.

Depende del sitio se realiza un duatlón, un acuatlón o una carrera a pié. En Mallorca, como en Barcelona, realizaremos solo carrera a pié. El objetivo es acercar la prueba y la organización a la ciudad que la acoge. Nosotros hacemos mucho hincapié en los colegios y queremos ofrecer un día a los jóvenes de Alcudia. En mayo vinieron seiscientos chicos y creemos que ahora repetiremos los números.

¿Por qué crees que se escoge Ironman Mallorca?

No soy yo quien tengo que decirlo (risas). Ironman Mallorca se realiza en un sitio idóneo y nosotros ponemos todo nuestro empeño y esfuerzo en que salga lo mejor posible. Queremos tener el mejor Ironman del mundo. A pesar de ciertos nervios por ser la primera edición de un triatlón de larga distancia, la experiencia de los cuatro años del Ironman 70.3 hace que lo afrontemos con confianza. Somos conscientes de que lo que pagan los atletas por su inscripción y queremos que se encuentren un ambiente que les lleve a meta. El buen tiempo todavía no se puede pagar (risas), pero por parte de la organización se ponen todos los esfuerzos e ilusiones para que salga el mejor Ironman del mundo. ¡Muchos ánimos a todos los participantes!

@PabloBoschG

Foto: ironman.com

Publicidad

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí