Publicidad

Entrenar los suficiente y de la manera correcta el batido de pies puede beneficiarnos en la natación, ciclismo y carrera a pie.

Aunque realicemos un batido de pies muy suave mientras nadamos, es suficiente estimulo como para que las piernas consuman entre un 60% y 80% de tú oxígeno. En parte, esto se debe a que es el grupo muscular más grande del cuerpo humano.

A pesar de su gran tamaño y potencia, el batido de pies es relativamente ineficiente a la hora de avanzar en el agua. En el mejor de los casos, mover las piernas adecuadamente, puede añadir hasta un 30% de impulso mientras nadamos, y un 5% en el peor de los escenarios.

Esto, debería ser un motivo de peso para trabajar más el batido de pies y conseguir tener una mayor eficiencia. Además, se verá reflejado positivamente en la carrera a pie y en el ciclismo.

Publicidad

La importancia de mover correctamente los pies en natación y triatlón

Una buena técnica a la hora de mover los pies puede añadir propulsión, en cambio, si no se realiza el batido correctamente, puede llegar a crear resistencia. Hay que intentar siempre que los dedos de los pies sean la punta de las piernas y que el batido comience desde las caderas, siempre intentando que no se encuentren ni muy profundas ni muy superficiales. En ambos casos provocarían resistencia.

Además, una buena técnica de pies ayuda a estirar los flexores de la cadera. Estar “encogido” mientras entrenas en bicicleta, sentado en el trabajo o en la universidad, y después usar excesivamente los flexores de la cadera mientras corres, puede causar mucha tensión y tirantez en el área de la cadera. Ser capaz de batir los pies con las piernas estiradas y relajadas, te ayudará a eliminar toda esa tensión y evitar posibles sobrecargas, mejorando así todos tus entrenamientos.

Otro aspecto importante a tener en cuenta, es que si al no mover correctamente decidimos dejar las piernas estáticas mientras nadamos en una competición, o simplemente para que “descansen” para el ciclismo y la carrera a pie, a la hora de ir en bici seguramente estén frías y rígidas. No mover las piernas hará que vayan de lado a lado o se hundan, lo que también provocará resistencia.

¿Cuánto trabajo de pies debería hacer en la piscina?

Según los expertos, un triatleta debería emplear un 10%  de sus entrenamientos de natación con trabajo especifico de pies. Es decir, en una sesión de 2000 m, se deberían hacer 200 m de técnica de batido. No es necesario hacerlo todo seguido, se puede hacer una parte en el calentamiento y otra al final.

Sea como sea, hay que intentar hacerlo lo mejor posible. Primero centrarse en hacer una buena técnica y que no importe el ritmo. Poco a poco serás más eficiente y te darás cuenta de que avanzas más rápido con el mismo o menor esfuerzo.

Publicidad