El británico está pedaleando en esta Vuelta -la última en el INEOS- con un modelo de la Dogma F12 de Pinarello, personalizada al estilo pop-art, sólo para él

Pese a no estar al nivel al que lo habíamos visto hace unos años, Chris Froome sigue marcando estilo allí dónde pasa.

La Dogma F12 de Froome para la Vuelta es, literalmente, una auténtica obra de arte

El precursor de muchas tendencias, cómo el ataque desde el sillín, haciendo la ‘lavadora’ con las bielas y llegando a controlar los vatios, hasta los platos Osymetric -que igualmente luce en esta bici- que han sido los puntos clave de la manera Froome.

Antes de dejar la escuadra que tantos éxitos le ha hecho ganar, con 7 Grandes Vueltas, Froome está pedaleando sobre una preciosa Dogma F12 con un trabajo de pintura único. El encargado de confeccionar esta obra, ha sido el brasileño Romero Britto, que se ha inspirado en el Pop Art para pintar esta bici.

Junto a las ya habituales ruedas de altísimas prestaciones (y precio) Lightweight Meilenstein, el corredor inglés completa el pack con el grupo Shimano Dura-Ace Di2, con unas bielas 53-39 ovoidales.

La pieza se subastará a finales de año se subastará en beneficio de Best Buddies, una ONG que promueve la inclusión social de personas con discapacidad intelectual.

Cómo curiosidad, también le hemos podido ver utilizando un prototipo de Oakley que van a salir en breves al mercado.

Oakley Kato nuevas gafas de Chris Froome y Sam Bennett

Comentarios

comentarios