Publicidad

¿Quieres ir más rápido sin gastar más energía? Descubre a continuación algunos accesorios que pueden ayudarte a mejorar tu coeficiente aerodinámico.

Aparte de entrenando, hay otra manera de conseguir ir más rápido sobre nuestra bicicleta, aunque en este caso suele significar tener que hacer un desembolso económico. Estamos hablando de mejorar nuestro coeficiente aerodinámico. El casco adecuado, unos acoples largos sobre el manillar o unas ruedas con la llanta más profunda de lo habitual, puede mejorar significativamente nuestra resistencia al viento y ayudarnos a desplazarnos más rápido.

  1. Acoples/ extensiones

Si no tenemos una bicicleta de contrarreloj/ específica de triatlón, podemos hacer que nuestra bicicleta sea más aerodinámica añadiendo unas extensiones a nuestro manillar. Esto nos permitirá ir más agachados/ tumbados sobre la bicicleta, reduciendo así nuestra resistencia al aire.

Si se entrena la posición sobre los acoples, conseguiremos ahorra energía, a la vez que avanzaremos a más velocidad. En un recorrido de 40 km llano, se pueden ahorrar más de 5 minutos gracias a los acoples/ extensiones.

Publicidad

2. Tritraje/ mono de competición

La ropa que nos ponemos influye en nuestro coeficiente aerodinámico. Debemos intentar llevar ropa ceñida —sin estrangularnos obviamente—, que cree el menor número de arrugas posibles y no vaya suelto. Podemos ahorrar hasta 2 minutos en un circuito de 40 km si llevamos un buen tritraje.

3. Casco aerodinámico

Aparte de hacerte parecer un alien o un bicho raro, un casco aerodinámico ayuda a mejorar el flujo de aire, por lo que, al igual que con la ropa y los acoples, te ayudará a ir más rápido que con un casco convencional.

Un buen casco aero, que se adapte bien a nosotros, hará que podamos completar el recorrido de 40 km hasta 1 minuto más rápido que con un casco “normal”

4. Portabidón y bidón

Un bidón que se pueda acoplar en los acoples, manillar o extensiones, permitiéndonos beber si tener que desacoplarnos, puede dar unos beneficios de unos 30 segundos en 40 km. Parece minúsculo, pero en espacios de tiempo mucho más cortos, se deciden muchas carreras.

5. Ruedas

Uno de los accesorios más conocidos o más utilizados a la hora de intentar ser más aerodinámico. Una rueda delantera o trasera, con una llanta profunda —perfil alto— y pocos radios —preferiblemente perfilados—, ayudará a cortar el aire como el mejor de los cuchillos.

Siempre y cuando el terreno no sea muy montañoso, estas ruedas nos permitirán ahorrar hasta 1,5 minutos en un circuito de 40 kilómetros.

Publicidad