Publicidad

Dos días después de que Iberia le perdiera la bicicleta a Fernando Alarza, Vueling le ha roto el manillar a la de Emilio Aguayo. Ambos compiten mañana en el Challenge Peguera-Mallorca.

Lo de la relación entre las aerolíneas y los triatletas que participarán mañana en el Challenge Peguera-Mallorca da para película. Dos días después de que Iberia le pusiera un sin fin de problemas a Alarza en su vuelo a la isla y de que le perdieran la bici, Emilio Aguayo ha sido víctima de las inoperancias de Vueling. El valenciano se desplazaba hacia la isla balear con todo su material para estar listo para la prueba de mañana. El problema ha llegado al recoger su bicicleta en el aeropuerto de Mallorca: el manillar, completamente roto.

Aguayo ha utilizado su perfil de Twitter para quejarse y hacer público su malestar con la compañía. El deportista también ha aprovechado para pedirle a alguien de la zona un manillar compatible con su bicicleta debido a que el margen de maniobra es escaso a 24 horas del inicio de la penúltima prueba Challenge del curso. Desde Triatletas en Red esperamos que el problema pueda solucionarse de la mejor manera posible y que cambie el modus operandi de estas empresas porque el daño económico y deportivo que provocan hechos así es enorme.

 

Publicidad

Publicidad