Publicidad

La Segunda prueba de la copa de España, tiene su sede en Logroño, donde el próximo 18 de junio numerosos triatletas recorrerán el gran río Ebro a nado, pedalearan por los pueblos con más encanto de Logroño y acabarán la prueba en el centro neurálgico de dicha ciudad.

– SECTOR NATACIÓN:

Se dará la salida desde el Embarcadero, donde todos los triatletas partirán desde el agua, nadando en dirección al Cuarto Puente o Puente nuevo de Calatrava.
Se realizará una natación con un sentido de nado en contra de la corriente y la vuelta se hará a favor de la misma.

Publicidad

– SECTOR CICLISMO:

Con motivo de a las obras en varias carreteras de salida de Logroño hacia Madrid, se realizará alguna pequeña variación respecto a años anteriores.
Es un recorrido muy rápido con pendiente máxima del 8%, un desnivel positivo acumulado de 890 m en 90km del circuito.

Los triatletas comenzarán este sector con la subida al Joto(3km al 4,7%) como primera rampa que marcará distancias con los futuros perseguidores, aunque estos primeros 15km son prácticamente llanos (1% de media positiva) y con largas rectas donde volar acoplado
Posteriormente nos encontraremos un tramo con toboganes, recorriendo pueblos riojanos con mucho encanto, donde podremos perfectamente ir acoplados a gran velocidad, salvo en el km 25 donde habrá un segundo tramo de subida de 3 km al 4,1%.
Tras atravesar muchos terrenos de viñedos, característica principal de las tierras riojanas, volverán las zonas de toboganes y ligeras bajadas donde se alcanzará gran velocidad.

Llegamos por último a Territorio del País Vasco, para afrontar el último desnivel desde la localidad de El Ciego hasta Laguardia, donde alrededor del km 56, habrá 8 km con un pequeña pendiente del 2,5%, con un último km al 5%.
Los últimos 22 km tienen desnivel negativo de casi el 1%, donde los triatletas repondrán sus piernas para correr, volviendo hacia Logroño por Lapuebla de Labarca y El Campillar.

Track del circuito ciclista

– SECTOR CARRERA A PIE:

La gran novedad de este año. Como las más grandes pruebas del calendario, la meta estará situada en el lugar más céntrico y emblemático de Logroño: el paseo del Espolón. La plaza más neurálgica de la capital de La Rioja será el lugar donde concluya la quinta edición de este triatlón.
Una auténtica revolución para dar la mejor experiencia a los triatletas. 3 VUELTAS A UN RECORRIDO DE 7KM

Primero dejarán la bici en el Adarraga, recorrerán ambos márgenes del río Ebro por el parque del mismo nombre, para luego pasar por el Puente de Hierro y adentrarse en las calles más animadas de Logroño. Subir y bajar por la céntrica Sagasta, será una vivencia muy especial, como pasar por delante de nuevo de la Catedral.

Tras un año de parón por la pasada cuarentena y la edición limitada del año pasado, se recupera este famoso paso por la calle Portales, repleta de terrazas y bares.
Cabe destacar los 3 pasos que se darán por la céntrica calle Muro de la Mata, donde estará el cartel de una vuelta más o para encarar la recta de meta.

Los participantes podrán bajar de nuevo a las instalaciones deportivas del Adarraga con un bus lanzadera. Allí dispondrán de los servicios de vestuarios, duchas, masajes y avituallamientos post meta.

Track de circuito de carrera a pie

Comentarios

comentarios

Publicidad