Publicidad

Martine Clavel, prefecto del Departamento de Hautes-Alpes, ha comunicado que el triatlón Embrun no se podría celebrar a instancias de la Agencia Regional de Salud

Desde hace unos días, un repique de casos de covid en la región donde debía celebrarse la prueba, había puesto en alerta tanto a organización como a los entes de seguridad pública.

Aún habiendo propuesto multiplicar por dos el número de voluntarios y vigilantes, la ARS, órgano al cargo de la salud regional, habría dado luz roja a la celebración del que tenía que ser el primer gran encontronazo para muchos de los mejores triatletas nacionales y del resto del continente.

La decisión ya ha levantado quejas por parte de la organización, ya que la misma zona por la que discurre el triatlón, será escenario del Tour de Francia, que al parecer sigue sin sufrir ninguna afectación.

No en vano, recordamos que Embrun es un triatlón que normalmente acogía a más de 1500 participantes, más los familiares, amigos y público que se acercaban a animar en la mítica prueba.

Publicidad
Publicidad