Publicidad

Tom Daley es un famoso saltador y nadador británico que, aunque ha sido famoso desde 2012, fue en 2021 que alcanzó una de sus más grandes metas, la medalla de oro olímpica.   Él es muy popular debido a su carismática personalidad y sus peculiares actitudes, como el hecho de que siempre es acompañado por un pequeño mono de peluche que utiliza para la buena suerte, algo que definitivamente lo ayudaría en caso de que jugase en los casinos online, pues es como su amuleto.

Hoy te contaremos el largo camino de Daley para llegar hasta a conquistar la medalla de oro. Desde que se zambulló en los Juegos Olímpicos por primera vez en Pekín 2008, se predijo que se llevaría a casa el oro olímpico. Sin embargo, en un deporte en el que las lesiones son demasiado frecuentes y China lo dominaba todo, así que no fue posible para él.

Camino por el oro

Daley, aún no se había clasificado para Tokio 2020. Había ganado todo lo que se podía obtener en el mundo de los saltos de trampolín, incluidos tres títulos mundiales, cinco coronas europeas y varias Copas del Mundo. Pero su mejor actuación anterior en unos Juegos Olímpicos era el bronce, en la plataforma de 10 metros en Londres 2012 y el bronce en la prueba de 10 metros de nado sincronizado en Río 2016.

Por si fuera poco, Daley ha tenido que luchar contra importantes retos y dificultades personales, bajo la implacable mirada de los focos de los medios de comunicación durante casi toda su vida.

Publicidad

En julio de 2021, en el Centro Acuático de Tokio, 13 años después de su debut olímpico, Daley completó lo que había sido un largo viaje cuando se lanzó a por el oro en la prueba de 10 metros sincronizados con su pareja deportiva, Matty Lee.

Tras un largo y difícil camino, la medalla de oro de Daley fue uno de los momentos más emotivos de Tokio 2020, por la notable conmoción del deportista.

Duro camino hacia la cima para Tom

Daley fue seleccionada para competir por el Reino Unido, en la plataforma de 10 metros en los Juegos Olímpicos de Pekín 2008, cuando tenía 14 años.

En casa se convirtió en una sensación de la noche a la mañana, pero en la escuela empezaron a burlarse de él. Tras un cambio a una universidad centrada en el deporte, que dio sus frutos cuando ganó un sorprendente oro en la plataforma de 10 metros, en los Campeonatos del Mundo de 2009.

La victoria aumentó el protagonismo mediático de Daley, que fue elegido como la cara pública del equipo olímpico birmano en los Juegos Olímpicos de Londres 2012.

Su padre, un héroe personal y una inspiración de toda la vida para ella, murió repentinamente de un tumor cerebral en mayo de 2011, pocos días antes de su cumpleaños.

Al final, el saltador pudo conseguir su primera medalla olímpica en Londres, un bronce en la plataforma de 10 metros, todo un logro dadas las circunstancias y la montaña rusa emocional en la que había estado un año antes.

Mayor atención de los medios de Daley

Pero las cosas estaban a punto de cambiar, gracias en gran parte a la creciente popularidad de Daley. En 2013, publicó un vídeo en el que anunciaba su homosexualidad y relación con un hombre en particular. Esto apareció en la primera página de los periódicos, inspirando a muchos otros con su trayectoria, especialmente cuando anunció su compromiso y matrimonio años después.

Posteriormente, Daley fue capaz de llevarse a casa la medalla de bronce en clavados sincronizados de 10 metros, con Dan Goodfellow en Río 2016. Ese impulso condujo a otra actuación fantástica en el Campeonato Mundial de 2017, donde Daley ganó el oro en plataforma de 10 metros.

Tras años de competencia, en 2018, Daley decidió tomarse un descanso del deporte para recuperarse de varias lesiones.

Aprovechó su tiempo libre para ser padre, y esto resultó ser la chispa que reavivó su pasión por el juego en Tokio. No quería completar su colección de medallas; lo único que le importaba era hacer que su hijo se sintiera orgulloso.

Camino a Tokio

Matty Lee y Tom Daley llevan buceando juntos desde 2018, pero una sorprendente medalla de bronce en sincronizada en los Mundiales de 2019 les hizo creer que podían llegar a una meta olímpica. Ganar una medalla de oro olímpica en clavados, apenas dos años y medio después de establecer una nueva escuadra, es un triunfo increíble que no debe tomarse a la ligera.

Los hobbies de Tom Daley

Eventualmente el británico declaró que uno de sus pasatiempos favoritos es tejer, algo que se convirtió en un meme durante los juegos de Tokio, pues se le podía ver, después de competir, tejiendo alegremente en traje baño.

Además, se sabe que le gusta la meditación, como fue mencionado anteriormente, tiene un pequeño monito que le funciona de talismán, algo que muchos deportistas utilizan para atraer la buena suerte y también los apostadores en casinos online.

Legado

Daley fue un veterano y mentor en el equipo británico de clavados en Tokio, con apenas 28 años. Tanto si decide continuar su carrera como si no, Daley ya ha dejado Tokio con un respetable currículo de clavados, y se va de los Juegos Olímpicos con una reputación dorada como su medalla.

Comentarios

comentarios

Publicidad