Publicidad
¿Quieres saber que te vas a encontrar en el circuito de ciclismo del Extrememan Salou? Todo un campeón de España como Roger Serrano te lo cuenta en este artículo exclusivo para triatletasenred.com

Será un recorrido duro para todo el mundo y especialmente exigente para los más rápidos.

Los primeros 27 km se presentan con un desnivel continuo y gradual. El asfalto está perfectamente conservado salvo un par de kilómetros más o menos a la altura del k 8.

La dificultad, aparente, es nula, pero hay que subrayar que en esta zona el viento SIEMPRE nos va a acompañar, ya sea de forma lateral en la mayor parte del recorrido y de frente en pocas pero notables ocasiones. Si el día de la carrera no hay viento o viento moderado, será un primer tramo completamente favorable para ir con la cabra. Las llantas delanteras tendrán que ser de perfil bajo porque las rachas de viento son contantes e inesperadas (en caso de viento). El perfil trasero dependerá de la experiencia de cada uno encima de la bici.

A partir de Alforja tenemos una subida con un desnivel medio del 4% más o menos. Es una subida de 5 km que para los más rápidos se completará en menos de 15 minutos, pero para los más reservados habrá que tomársela con calma, porque si hay viento, la subida puede alargarse un poquito y gastar cartuchos a falta de 60 km no es buena idea.

Publicidad

Una vez coronamos el Coll de la Alforja, pasamos el primer tercio de la carrera y encaramos una bajada muy rápida con un nivel medio-alto de exigencia técnica. Las curvas no son muy cerradas pero la velocidad que conseguiremos sin pedalear demasiado hará que tengamos que ir con cuidado a la hora de entrar a trazar. Aquí el viento no suele notarse mucho a menos que en general sea un día con condiciones especiales. La cabrá no tendrá problemas.

Después de unos 4km de bajada nos encontramos la subida al Coll de les Marrades. Como podéis ver, empieza con una pequeña rampa, no muy pronunciada, pero que nos hará sufrir ya que venimos de una bajada muy lanzada. Al superar el primer desnivel viene la parte dura de este puertecito. 2K con una pendiente que creo recordar que oscila entre un 8-12% dónde no suele dar mucho el viento. Las cabras no tendrán problemas con el viento, pero para los que vais justos de desarrollo tened en cuenta que será una subida con números a desear ese piñón que no tenemos y que en algunos casos nos iría tan bien.

La bajada hasta Porrera si suele tener compañía de viento. La bajada también es muy lanzada. Las velocidades aquí serán realmente altas, más que bajando del coll de la Alforja. Tendremos que ir con mucho cuidado porque las curvas, o más bien “paellas” serán constantes. La carretera es ancha, pero aun así hay que ir con cuidado. Yo la he bajado tres veces y sigo pasándome en un par de curvas.

A partir de aquí nos encontramos con en el último obstáculo antes de encarar la “bajada” a meta. El Coll de la Teixeta es un puerto un tanto especial. El viento es muy inconstante en esta parte. Los días con mucho viento esta parte suele tener viento a favor, así que nos alegrará un poco el sufrimiento. Eso no quiere decir que no pueda haber un vendaval en contra nuestro ese mismo día. Será fácil prever la dirección del viento. En su punto más alto veremos unos cuantos molinos eólicos que nos indicarán hacia dónde va el viento en la parte alta.  Tened en cuenta que cuando los molinos están parados es por dos razones: 1-No hay viento 2-Hay tanto viento que los frenan para evitar problemas mecánicos.

Es una subida constante en el 80%. En el último tramo antes de coronar hay una pequeña pared de un K, puede que algo más, lo que hará que los que hayan gastado los cartuchos se les enganche un poco la rueda al asfalto.

Una vez coronamos entramos en una bajada realmente técnica. Es estrecha, con guarda railes en la parte izquierda para salvaguardarnos del precipicio y con muchas curvas. Si añadimos las variables de fatiga, el componente hormonal, la cabra y sus perfiles y  demás a la dificultad de la bajada nos resulta una constante: PRUDENCIA!

A partir de Duesaigues entramos en el último tercio de la carrera. El circuito  se convierte en una autopista donde las cabras sacarán mucha ventaja, siempre y cuando el viento se siga comportando.  Serán 30km muy rápidos, de los cualos los últimos 15 creo recordar, coinciden con el inicio del recorrido.

Yo voy a competir con una Cannondale slice. Delante un perfil no superior a 40 si hace viento y alomejor 60 u 80 si por la mañana no hay NADA de viento. Atrás seguramente una 80.

Para los que no estéis muy adaptados a la cabra os recomiendo correr con vuestra bici de ruta, con perfil en las ruedas, y unos acoples largos, sobretodo para el primer y ultimo tramo de la carrera.

No por ir con la cabra ireis más rápidos. Hay que saber usarla para que no se convierta en una carga demasiado pesada si hay viento y sobretodo en las subidas, dónde arrastrarla puede ser un inconvieniente y perjudicaros a nivel de desgaste físico.

Sobretodo precaución!!

track

Blog Oficial
@RogerSerranoS

extrememan
Publicidad